Cabellos con estilo

Escrito por 

El cabello es un espejo de tu personalidad, por lo tanto debes darle la forma, el estilo y el color con los que mejor te sientas.

 

Transforma tu imagen con las nuevas tendencias. En esta temporada combina estilos sin cometer errores ni caer en el mal gusto. Veremos por doquier los cortos muy cortos, largos XL, ondas suaves, rizos irregulares, melenas desiguales, flequillos largos o cortos y muchas notas de color, según el prestigiado Estilista Marcos De Joss.

Estilos con carácter

Siempre valdrá la pena pagar por un buen corte, pues es garantía de que tu peinado se mantendrá sin cambios inesperados que te obliguen a estar retocándolo. Atrévete a realizar estas nuevas fantasías en tu cabeza:

Cabello corto: Te rejuvenece y te aporta carácter. Es cómodo y puedes jugar mucho con él, con los dedos, usando gel o cera. Llévalo disparejo, rizado, con o sin flequillo, en look seco o húmedo. Al ir creciendo tendrás unos mechones andróginos con mucha gracia.

Media melena: Es un estilo siempre en auge por su comodidad. Si ésta es tu elección, córtalo en capas y estilízalo con movimiento.

Pelo largo: Las melenas XL vuelven con fuerza, ya sean lacias u onduladas. Pero eso sí, pide a tu estilista las puntas desiguales y péinalas con volumen, te harán ver súper sensual. Además colócale broches, pinzas, ligas, bandas, todo lo que lo adorne.

Flequillo: Te favorece mucho, sobre todo si tienes la frente muy ancha. Llévalo muy largo y rozando las cejas, o muy corto y travieso para adornar con rebeldía tu frente.

Efecto despeinado: Hazte un corte irregular pero bien definido, así lograrás que tu peinado se acomode casi por sí solo.

Ondas y rizos: Llévalos grandes, irregulares y desbaratados. Obtén un efecto más natural manejando las tenazas calientes en distintas direcciones.

Extensiones: Los postizos te permiten pasar de serena a salvaje. Si eres de las que quieren ser el centro de todas las miradas, las extensiones son para ti.

Recogidos: Puedes hacerte uno informal para los fines de semana y días al aire libre, u otro seductor para las noches de gala; ambos se pueden elaborar rápidamente. Llévalo alto, con cierto aire oriental y con las puntas juguetonas.

 

Color, la nota de alegría

Lo último es llenar el pelo de pinceladas cálidas, en contraste total o en plena armonía, pero siempre muy luminosas. Triunfan las mezclas de tonos, combinando sobre todo rubio, castaño y cobrizo.

También destacan las tonalidades en rubios nacarados, vainilla, rosa toronja, dorados mezclados con beige y papaya. Están fuera de moda los caobas, chocolates y negro azabache. Evita los tonos fríos y oscuros que le dan dureza a tu imagen.

Como verás, se imponen colores más claros que en temporadas pasadas. Pero para que resulten elegantes y bellos, deben ser cercanos a tu tono natural, sólo así le darán dulzura y sensualidad a tu mirada y facciones.